Call us toll free: +1 800 789 50 12
Top notch Multipurpose WordPress Theme!

BANCO DE PELUCAS


El BANCO DE PELUCAS que gestionamos desde nuestra fundación se nutre de la generosidad de particulares que donan sus prótesis capilares cuando ya no las necesitan o entidades que nos aportan recursos económicos para poder adquirir pelucas cuando hay una necesidad particular.

Es un programa del que nos sentimos profundamente orgullosos ya que se nutre de la generosidad y se genera un círculo de ayuda. Utilizamos las pelucas como “testigo” para ayudar a hacer frente al tratamiento contra el cáncer.

Muchas veces las pelucas, una vez que han servido a una persona, pueden seguir siendo útiles con unos pequeños arreglos de taller del interior, color, volver a cortar,etc..

Nos gustaría también dar las gracias a todas aquellas personas que nos hacen llegar sus trenzas después de cortarse el cabello ya que con ese cabello, aunque no siempre podamos realizar pelucas completas, nos ayuda a reparar las prótesis del banco que requieran repoblar algunas zonas para que su nuevo usuario la use como si fuera nueva.

No se trata de poner una peluca por ponerla y para nosotros es muy importante intentar que cada persona se sienta identificada con la imagen que va a llevar durante el tratamiento, que la prótesis capilar le sirva de verdad como parte de su nueva imagen y no como un disfraz, por lo que trabajamos siempre viendo la imagen de la persona que la necesita y, dentro de las pelucas que disponemos en ese momento, se elige la más parecida. En el momento de realizar la adaptación de la peluca, ajustamos el corte, el color si es una peluca de cabello natural y el interior de la misma para que sea lo más cómoda posible de llevar.

El mantenimiento de la misma es muy importante y, los beneficiarios se comprometen a cuidar las pelucas y devolverlas al banco cuando no tengan que seguir usándola.

Para tener acceso a este banco solo es necesario que un trabajador social del hospital en el que se esté tratando realice un informe de necesidad y, enseguida ponemos en marcha los mecanismos necesarios para poder ayudar a todo aquel que lo necesite.

A las usuarios del BANCO DE PELUCAS además, se les informa de cómo maquillarse y cuidar la piel en su casa correctamente para que los efectos secundarios a nivel de piel sean los menos posibles.

Si sabes de alguien que pudiera interesar, no dudes en dejarle nuestro correo electrónico, info@fundacionangelanavarro.org, para que nos pongamos en contacto y comencemos a ayudarle.